LAS PALABRAS PUEDEN SER BÁLSAMOS O CUCHILLOS.

Despierta. Sí. Desperta. ¡Wake up!

Estoy hablando de un Lenguaje Revolucionario.

¿Qué es eso? No es queso. Es un lugar donde transmitimos uno de los mejores métodos de comunicación respetuosa del mundo y quizá te interesa. Puede parecer pretencioso. Puede.

Puedes entrar y valorarlo tú misma.

Con el audio que te mando en el primer mail, tus acompañamientos serán mucho más efectivos. O eso dicen los que ya están dentro.

La clave está en uno de los pilares básicos. Con él, tu relación se transforma tanto a nivel profesional como personal.

Ahora, quiero contarte algo…

Mundo de la ayuda.

Un mundo complejo en el que cuesta encontrar métodos aplicables prácticos que funcionen y que, si los tienes, cuesta cobrar por ellos…

11 años atrás, a mí me pasaba. Posiblemente a ti también…

No soy una gurú iluminada, ni he nacido con una estrella.

Ni tengo una flor en el….

Simplemente, llegué al punto de NO retorno.

No por voluntad propia. Nos caímos todo el equipo.

Entendí que tenía dos opciones:

◾ Perder a mis hijos mientras pasaba su infancia y adolescencia dinamitando la relación con ellos como el botafumeiro de la Catedral de Santiago,

del mal humor y enfado a la culpa,

del mal humpr y enfado a la culpa,

del mal humor y enfado a la culpa,

sin llegar a ser la madre que siempre había querido ser.

◾ O cambiar de actitud.

Coger la sartén por el mango, mirar a mis hijos de manera diferente (aunque me costara muchísimo) y actuar diferente.

Entendí que era mi responsabilidad crear una relación diferente.

Elegí la segunda opción. 

(aunque muchos días me sorprendía con los pies en la primera)

Mientras practicaba me di cuenta de la responsabilidad que tenía en la ecuación de la relación con mis hijos.

Y, lo mejor de todo, cómo comunicarme con ellos para restaurar nuestra conexión…

Me ayudó. Vaya si me ayudó…

Hasta cambió la manera de comunicarme conmigo misma.

Así, la relación con mis hijos empezó a cambiar.

Así, encontré el método revolucionario.

Idioma que viene de dos mujeres, madres y profesionales con ganas de comerse el mundo, que conocerás, practicarás y vivirás si te suscribes.

11 años después. Hoy.

La comunicación es mi pasión y para que tú puedas nutrirte de ello:

En cada correo que recibirás transmito un lenguaje consciente y herramientas para que tus acompañamientos profesionales magnifiquen la efectividad. Sin hablar de tus relaciones personales…

No te apuntes si no quieres cambiar tu manera de comunicarte. Eso requiere un esfuerzo muy valioso.

Cada vez más profesionales y familias pueden vivir la satisfacción que da comunicarse desde este lugar más humano.

Estas herramientas te van a permitir dar a los niños, adolescentes y familias la posibilidad de crecer en casas y escuelas en las que se sientan aceptados, vistos, importantes y amados, sean cuales sean sus sentimientos.

Como profesional creo que es muy importante tener herramientas EFECTIVAS con las que poder acompañar a las familias de maneras más respetuosas, conscientes y prácticas.

Yo estoy en este punto. Y estoy muy satisfecha.

Si te interesa, puedes comprar ese conocimiento en la Formación “Cómo Hablar a Tus Hijos” de la que te hablaré dentro. 

No es para todo el mundo. Solo para profesionales comprometidas.

Todo empaquetado y con un lazo. Para que tú solo te centres en practicar y vivenciar (para mí, lo realmente importante).

En qué punto quieres estar, solo puedes decidirlo tú.

Entra y mira lo que tengo para ti. 

Si no encuentras lo que esperabas, puedes salir.

Pero recuerda. Las palabras pueden ser cuchillos. O bálsamos.

De ti depende como utilizarlas ya que todos nos comunicamos a diario.

Si no te interesa suscribirte puedes visitar mi blog.